S?bado, 14 de enero de 2012

Salgo de casa sin ningún tipo de reflexión, impulsado por una emoción incapaz de discernir entre un hola y un adiós. No sé si trato de escapar o bien voy en busca de un nuevo lugar. No sé si al alejarme me acerco, o cuanto más cerca siento lo que fue lejano, en realidad más alejado estoy…  La vida, dicen, la vida… Pero, sí sé que en el borde de algunas aceras crece la hierba. Hoy soy un mundo que gira, que no cesa de moverse y siempre llega al mismo lugar.
[...]


Sigue leyendo...

Publicado por Atreyu15 @ 18:06  | La mirada del Lobo
Comentarios (1)  | Enviar