Viernes, 05 de septiembre de 2008




Mientras esté yo adherida
a mi pensamiento vano,
mezclando tierra y arcano,
he de continuar perdida.
Tener la cabeza hundida
desentrañando la nada,
y siempre estar limitada
al triste fango sensible,
es perseguir lo imposible,
es volar encadenada.



Tags: Poesía, Literatura, Guadalupe Amor, Pita Amor, México, Tristeza

Publicado por Nereida4 @ 20:10  | Literatura
Comentarios (0)  | Enviar
Comentarios