Martes, 14 de marzo de 2006
Hay prosa que me gusta aunque no me identifique con lo que cuente, la poesía en cambio tiene que llegarme al alma para que me guste. Esta de maese Krisdolot lo consiguió. Os hago partícipes de ella, con su permiso.





Cuando lloras por tener ojos castaños
te pareces al paisaje otoñal de los paramos con aguacero.
¡Ay, ojos y paisaje yermo que el agua hace bellos!


Piensa que por tener los ojos pardos
no es menos preciosa tu mirada.
Piensa que es pardo el paisaje humilde
que con lluvia nos llena de nostalgia.
No llores porque la primavera
no anidó en tu mirar de aljibe.
Otras gamas secretas tiene el ocre,
otras puertas al alma,
otros ensueños,
para llenarnos con lluvia de nostalgia.
Porque al ver llorar tus dos luceros
me he bañado en el paisaje del silencio
donde un medio día milenario
peina su cabellera de nevada
y hierba se aprieta y oscurece
y ¡nada pasa!
Y te vuelves un silencioso eco
que con la lluvia se llena de nostalgia.
Un eco es mi reflejo en tu mirar moreno.
¿Ves como tu mirar se parece a mi pueblo?
No quieras adoptar un pedazo de cielo
ni de la primavera...
Tus ojos son del tono de un paisaje secreto.


Crispín d´Olot
Publicado por seudolus @ 12:12  | La Marmita de Seudolus
Comentarios (2)  | Enviar
Comentarios
Publicado por Nereida4
Martes, 14 de marzo de 2006 | 16:15
Gracias Seudolus por hacernos llegar el buen hacer de Krisdolot. Hermosa poesía. Guiño
Publicado por seudolus
Martes, 14 de marzo de 2006 | 17:25
Este "Haiku de verso libre" es de los que hay que recitar en voz alta. Se lo merece.